miércoles, 27 de marzo de 2013

El viaje salió 'rana': una mujer trata de subir a un avión con la boca llena de renacuajos

 
Una ciudadana surcoreana fue detenida en el aeropuerto chino de Guangzhou cuando intentaba pasar los controles de seguridad con la boca llena de renacuajos.
La curiosa historia comenzó cuando los guardias del aeropuerto vieron a una mujer que trataba de embarcar con una botella de líquido en su equipaje de mano.

      Siguiendo las reglas de vuelos internacionales, los guardias sugirieron a la pasajera beber el líquido o tirar la botella a la basura, y la mujer eligió la primera opción.

      Sin embargo, los funcionarios se dieron cuenta de que la pasajera se había llenado la boca con líquido pero no lo había tragado, y exigieron que escupiera en un cubo.

      La pasajera cumplió la demanda dejando atónitos tanto a los empleados del aeropuerto como a los numerosos pasajeros del vuelo: con el líquido escupió decenas de futuras
ranas.

      Interrogada sobre los motivos de su extraño comportamiento, la mujer explicó que un amigo le había regalado los renacuajos y no quería perderlos.

      No obstante, la conmovedora historia no convenció a los guardias, que le ordenaron deshacerse de sus mascotas antes de subir a bordo del avión.